Es normal que te surjan dudas si quieres construir una piscina en tu finca. Si necesitas saber los trámites que tienes que hacer y si te hace falta sacar una licencia, no te preocupes. Sigue leyendo y te decimos el paso a paso a seguir.

Pasos a seguir y permisos para construir una piscina en tu finca

instalar piscina Ibi

Lo primero que debes hacer antes de construir una piscina en tu finca es estudiar bien la situación y realizar un boceto del proyecto. De esta manera tendrás claro si es viable o no y serás más fácil

saber los requisitos para empezar. Lo más recomendable es hacer planos y establecer un presupuesto. Toma en cuenta que en España no se debe ocupar más del 50% del espacio libre de la finca.

El segundo paso es hacer el proyecto más detallado el cual deberá contener una memoria descriptiva y una memoria constructiva. Además se deberá detallar el cumplimiento del CTE y el cálculo de la estructura y las instalaciones. Sin olvidar el estudio previo de seguridad y salud, el estudio de la gestión de residuos, el plan de control de calidad y la información extra geotécnica sobre el terreno.

El siguiente paso es escoger una empresa constructora para definir la tipología de la piscina, su tamaño y profundidad, el revestimiento, y demás detalles, como el número de focos que va a llevar.

El siguiente paso es obtener la licencia y un visado obligatorio. Se debe tramitar por el procedimiento ordinario o todo casi abreviado. Para obtenerlos, se debe presentar el proyecto en el Ayuntamiento y pagar su correspondiente tasa. La licencia urbanística y del impuesto de construcciones y obras tardará aproximadamente unos tres meses en salir.

Una vez obtengas la licencia podrás empezar con las obras. Toma en cuenta en los permisos que deberás pedir en caso de necesitar cortar una calle por el tema de escombros o extracción de tierras.

Cuando la obra finalice deberás recopilar toda la información de los materiales utilizados y revisar si se han utilizado correctamente. Hay que verificar que todo esté en orden y se haya hecho lo que estaba estipulado en el plan. Es importante hacerlo para que el arquitecto pueda dar por finalizada la obra y emita el certificado.

Es muy importante no saltarse ningún paso ya que puedes correr el riesgo de que se te deniegue el visado y se tenga que cancelar el proyecto.